Himno a las Bardenas

himno-de-las-bardenasA continuación se reproduce el Himno a las Bardenas, compuesto por Fco. Javier Resa, director de la Coral y Rondalla «Virgen del Yugo», con motivo de la inauguración de la nueva sede de la Comunidad de Bardenas Reales en Tudela, en el año 1999, y que interpretó dicha coral.

Mi Bardena es hermosa, mi Bardena es muy grande a su encanto y su grandeza quiero hoy cantarle.

Ella nos dio comida cuando no había nada. Con su esparto; conejos, trigo, avena y cebada.

Siempre ha estado hambreando la caricia del agua, con ella hubiera sido «granero» de Navarra.

Mi Bardena es hermosa paraíso de sol, arco iris de ocres horizontes… primor. ..

El cantar del jilguero, los romeros en flor, ver correr a la liebre, escuchar los silencios. Del tomillo su olor el concierto del cierzo los castillos de tierra ¡Qué bonita canción!

Si quieres que la Bardena también te alimente el alma, procura dormir al raso en noches de luna llena.

¡Qué luz! ¡Qué paz! ¡Qué gozada!

Mi Bardena es muy grande como un mar todo en calma, con sus playas de arcilla, sus cabezos y planas. Cuando hambrees la paz, sabes dónde encontrarla, disfrutando horizontes desde el plano a chimorra, de la negra a la blaflca.

¡Qué balcón el del Yugo cuando ondulan las mieses! ¡Eso sí que relaja!

Si quieres que la Bardena en tu alma quede grabada, ven, disfrutarás a tope en una noche estrellada. Verás ¡Qué gran planetario! ¡Nunca podrás olvidarla! Creo que hasta las estrellas oscilan emocionadas, viendo tan gran maravilla y además iluminada.

Mi Bardena ¿un desierto? No. Tiene vida en su entraña, alimenta a la oveja que a invernar aquí baja.

Como buen bardenero quiero yo, agradecido defenderla y mimarla. Que la eclosión turística nunca nos estropee esta joya preciada.

Que aunque pasen los siglos la erosión no se note.

¡Siga siempre tan guapa!